Ruta nº 15 – De Urdax a Zugarramurdi

MIS ITINERARIOS – TERCERA FASE – NUMERO 15 – DE URDAX A ZUGARRAMURDI

El pasado sábado día 4 de abril de 2009, y previa “quedada” con el amigo Carlos Goñi, a las 8,00 horas de la mañana emprendíamos viaje, en coche, hasta Urdax para hacer un itinerario con “aires bucólicos en la frontera con Francia”.

Después de un viaje algo largo, ya que hay que pasar Elizondo, subir Otsondo y luego bajarlo (Que es lo peor), llegas a Urdax, desde donde parte la ruta propuesta para esta ocasión. Se trata de un asequible trayecto que transcurre entre las Cuevas de Urdax y sus homólogas de Zugarramurdi, en un remanso de paz y tranquilidad. Es un sencillo recorrido de 10 km. (Ida y vuelta), llano, y que al caracer de dificultad, deja todo el tiempo del mundo para contemplar los abundantes campos empalizados, los rústicos caseríos y el ganado paciendo a su antojo. Un recorrido natural al que sumar el interés geológico de las Cuevas de Urdax y la sombra del vuelo ascentral de las brujas de Zugarramurdi.

Caserío con sus campos empalizados

Caserío con sus campos empalizados

El trayecto comienza en las cuevas de Urdax, en el barrio de Leorlas, donde existe un aparcamiento grande y bien acondicionado. A través de una pista cementada comenzamos el itinerario y enseguida de la salida, a la izquierda de la pista, nos encontramos con la fuente Ikaburuko zozoko, situada al inicio de un camino que nos conduce a unas canteras actualmente en uso. Es un recorrido bien señalizado, bien por las clásicas bandas verdes y blancas, además de la esporádica presencia del dibujo de un pequeño caballo azul pintado en piedras y tablas.

Fuente Ikaburuko zozoko

Fuente Ikaburuko zozoko

Una vez atravesado un pequeño bosque, y en apenas 200 metros llegamos a la carretera de Dantxarinea a Zugarramurdi, que la seguimos hasta llegar a una entrada de un camino, a la derecha, donde nos recibe una pequeña y coqueta ermita llamada  “La ermita de San Esteban”. Es una ermita del siglo XVI que se yergue sobre una pequeña colina y que está muy bien conservada. Seguimos entre caseríos y enseguida nos encontramos con un lavadero de piedra que nos hace retrotraernos en el tiempo y ver como las mujeres se “deslomaban” en estos lavaderos para limpiar la ropa de los componentes de la familia.

Lavadero de Piedra (Vida dura)

Lavadero de Piedra (Vida dura)

Enseguida de pasar la ermita y los caseríos atravesamos un pequeño bosque, una regata y comenzamos una pequeña ascensión, jalonada por la izquierda con verdes pastos y por la derecha con extraordinarias casa de piedra, que nos acerca a la plaza central de la localidad de Zugarramurdi.

La tranquilidad es palpable

La tranquilidad es palpable

Tras pasar la plaza vemos que todo, en esta localidad, gira alrededor de las grutas del akelarre; seguimos las indicaciones y tras atravesar la localidad, ver el edificio del nuevo museo de las brujas (De reciente construcción), y caminando sobre calles adoquinadas, llegamos, a las afueras de la localidad, a las famosas y sobrenaturales cuevas de las brujas. Si seguimos por ese mismo camino, y según las indicaciones, podemos llegar a las cuevas francesas de Sara.

Inmediaciones de Zugarramurdi

Inmediaciones de Zugarramurdi

Una vez en las Cuevas de Zugarramurdi (Aparte que ya habíamos estado otras veces), no pudimos entrar ya que el horario de entrada era a partir de las 12,30 horas. Sacamos alguna foto y vuelta “pa tras”. El museo de las brujas también estaba cerrado, pero había una señora de la limpieza que nos dejo “husmear” un poco por allí. Igualmente, y a mitad de la población, una señora limpiaba y engalanaba una pequeña capilla (Arrosarioko Ama) de la Virgen del Rosario. Es una capilla en la que solo cabe el cura a la hora de celebrar la misa; los feligreses tienen que estar en la calle, y tan solo se celebran dos misas en todo el año, y que son el 31 de mayo y el 7 de octubre (Creo que nos dijo estas dos fechas).

Capilla de Ntra. Sra. del Rosario

Capilla de Ntra. Sra. del Rosario

Iniciamos el regreso por el mismo camino por donde habíamos venido, pero en esta ocasión, en vez de seguir por la carretera, nos desviamos a la derecha, introduciéndonos por una senda un tanto accidentada y sinuosa con roquedos llenos de musgo y donde abundaba, sobremanera, la planta del acebo, constituyendo verdaderos árboles de esta especia protegida. Esta zona rodea el área en la que se encuentran dos cuevas de menor importancia que no están abiertas al público (Estan valladas), y en las que se aprecia las excavaciones que se hicieron en su día y que, actualmente, están abandonadas. Son las cuevas de Alkerdi y Berroberria. Las ovejas, las naves ganaderas, la venta de queso, etc. jalonan el camino de vuelta hasta Urdax.

El verde predomina sobre todos los colores

El verde predomina sobre todos los colores

Una vez llegados a Urdax nuestra intención era visitar las cuevas, ya que en éstas, por lo menos yo, no había estado; Carlos sí; pero estaba visto que no teníamos el día. Cuando llegamos había una excursión de jubilados de un pueblo de Vizcaya que ahora no recuerdo, como eran bastantes les permitían entrar de 25 en 25, estuvimos esperando a que terminasen la visita guiada para entrar nosotros. Cuando terminaron salió la guía y nos dijo que hasta las 12,30 no se permitía el acceso al público en general. Eran las 12,00 horas, no teníamos ganas de esperar media hora, por lo que decidimos regresar a Tafalla. Está visto que hay que se jubilado para poder entrar a los sitios.

Un “pero” pondré a esta ruta: Zugarramurdi está supersaturado de oferta turística. ¡Excesivo!.

Una vez en el coche decidimos parar en las Ventas de Ultzama a tomarnos nuestro correspondiente “tentenpie” (pincho de chistorra y cerveza). Esta vez hubo un “plus”; cuando salíamos de las Ventas de Ultzama cada uno de nosotros llevábamos un paquete preparado y en su interior había una docena de canutillos de crema.

Un poco templados en el microondas son sensacionales.

Mi familia lo agradeció.

La semana que viene más.

Saludos.

2 comentarios el “Ruta nº 15 – De Urdax a Zugarramurdi

  1. Te lo sigues pasando bien los fines de semana,
    aunque ahora de una manera más sana.

  2. Sin duda alguna Zugarramurdi y todo su entorno son un lugar de una belleza difícil de superar al igual que sus historias y mitos, tomando como tema esas historias he compuesto una banda sonora original titulada “Cuevas De Zugarramurdi” la música trata de expresar desde mi optica el sentir de todas esas historias, podeis escuchar la banda sonora en … http://bilbaomusic.net/Ancestors , que disfruteis de la música.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s